Apostar por lo seguro

Somos afortunados cuando podemos contar con lo mejor de lo mejor para nosotros mismos, no es egoísmo, es ser realistas. La verdad es que son muchos los casos en los que nos vemos desbordados con el trabajo y necesitamos la ayuda de otras personas para salir del apuro. Cuando tenemos dificultades para salir de algo nos encontramos en la tesitura de pedir ayuda o no, si estamos rodeados de personas que nos aprecian conseguiremos la ayuda que precisamos y si no pues también porque estamos rodeados de profesionales que se dedican a su trabajo y ya.

Sin ir más lejos esta semana me ha pasado por la papelería uno de los proveedores de papeleria con los que trabajo, la verdad es que se me había olvidado realizar el pedido para esa semana y tenía muchas carencias, y el muy generoso se ha prestado a traérmelas sin haberle hecho el pedido previamente. Personas en las que se puede confiar, personas con las que puedes contar, personas a las que apenas conoces pero que se toman su trabajo muy enserio y evitan que otros vivan circunstancias desagradables al no disponer de los encargos de los clientes. Hay ocasiones en las que no hace falta hablar para agradecer lo que hacen por nosotros, hay veces que solo con una mirada pidiendo ayuda es más que suficiente para conseguir lo que necesitamos en ese momento.

Trabajar en una papelería requiere de una dedicación especial porque hasta los Domingos debes de trabajar, ya que la prensa se lee todos los días, esa dedicación puede hacer que cometas algún error como el de no pedir el género una semana, graso error, pero enmendable si estas rodeado de personas competentes y que hacen bien su trabajo. Un placer poder trabajar codo con codo con personas que se dedican de una manera tan brillante a lo suyo, me da igual hablar de proveedores de papelerías que de telefonistas que de fontaneros, la cuestión es saber valorar lo que se tienen al lado y saber que no se está solo en el mundo laboral, que si sabes relacionarte con las personas adecuadas todo irá sobre ruedas y podrás salir airoso de descuidos de meteduras de pata. La mejor agradecimiento que se puede hacer es mostrando respeto a estas personas que trabajan y hacen bien su trabajo y con ello hacen que el nuestro sea perfecto también.